martes, octubre 03, 2006

UNA MANO Y UN OTOÑO
(o ambas cosas) por Jorge Riechmann


De repente el olor de las mimosas
como una antorcha que respira o como
una ola inmemorial que besa
la desnudez expectante de la playa.
No es más que la puerta
que se abre, pero pone en movimiento
un aire donde cuaja
toda la dulzura de este precario otoño.


DUM SPIRO SPERO:
me defiende defiendo
mi cabrona esperanza
mientras me quede aliento.
Se puede elegir una o... ambas cosas. En la plaza me encontré con un mercader de sueños.

9 Comments:

Blogger amelche said...

Al volver de trabajar he pasado por una carretera en la que los árboles dejaban caer las hojas secas y me he dado cuenta de que era otoño.

3:51 p. m.  
Blogger Noctiluca said...

Elijo la mano y el otoño. Al otoño lo hemos tratado bonito aquí en el hemisferio sur, y se los hemos enviado para allá, va muy contento e ilusionado de estar con ustedes.

Les extiendo mi mano sureña, que sueña.

6:38 p. m.  
Blogger Tango said...

El otoño es mi estación, definitivamente.


Saludos otoñales

7:30 p. m.  
Blogger cronopio44 said...

Creo que lo elegiré todo: mano verde y ocaso otoñal. ¡Y algunas cosas más! Besos que siguen sumando...

7:40 p. m.  
Blogger Marga said...

Amelche, lo tuyo es grave!! si llevamos ya unos días!!! en fin, te perdonaré por eso del inicio de curso que trastoca mucho... jeje.

Nocti, mandadlo abrigadito y contento por fa!

Tanguero, también la mía. Nunca me resisto a sus colores y sus locuras, el verano me deja aplataná (tirada por los suelos)y el otoño me revive.

Cronopio, tramposo!! dije que sólo se podían elegir dos... pero el mercader tenía buena pinta, seguro que te deja y si no... siempre se le puede regatear!! sea!

Besosssssss hasta el moño estoy hoy de currar

8:26 p. m.  
Blogger MaleNa said...

Jajaja somos dos hasta el moño en el dia de hoy. :(

Jo paren el mundo que quiero bajar en la esquina de la luna.

Me gusta cada palabra de los poemas otoño.

Bella estacion.


Aunque confieso que lo mio es la primavera sin lugar a duda, me siento mas energetica con mi fluorescencia.

Y ese aromita que planea del jazmin.

Besos hojita en vuelo.

9:27 p. m.  
Blogger Reaño said...

El otoño... es del invierno dle que se debe desconfiar pues, como decía Rimbaud, "es la estación del confort"...
pero yo no creo eso...
y en la cabrona esperanza creo, vino de por medio pero creo...

12:02 a. m.  
Blogger Reaño said...

y elijo la mano y el otoño... mientras sean verdes!

12:04 a. m.  
Blogger Marga said...

Malena, nos bajamos en la orilla de Plutón? date prisa que te espero... mujer aromática!

Ernesto, los sorbos ayudan! la mano era verde y el otoño... pues lo pinto!! green camarada, me pasas la paleta?

Besossssss con chaqueta que el día se levantó frío

9:54 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home